MAGNETOTERAPIA

Aunque las propiedades terapéuticas de los campos magnéticos pulsantes eran conocidas desde la antigüedad, no fue hasta principios de siglo cuando se profundizó en el estudio de los campos electromagnéticos y su importancia en la producción de colágeno y el efecto sobre el metabolismo del calcio en hueso.

A lo largo de los años múltiples estudios han demostrado que los campos magnéticos estimulan la regeneración ósea, la reproducción celular, tienen un efecto analgésico y antiinflamatorio, ayudan a regenerar colágeno y mejoran la circulación arterial.

En Capella utilizamos campos magnéticos junto con campos eléctricos para casos de fracturas de hueso, esguinces o roturas musculares entre otras.

Además combinamos la magnetoterapia con el Photón Platino, cuyo efecto térmico mejora la circulación sanguínea, elimina el cansancio, alivia los dolores articulares y musculares, favorece la eliminación de toxinas tanto del interior corporal como de la propia piel y sobre todo del tejido celular subcutáneo (obesidad, celulitis, adiposis, forunculosis, etc.), relaja y colabora eficazmente en las alteraciones del sueño.

Gracias a los efectos de la polaridad y los diferentes aparatos de los que disponemos, podemos estimular desde puntos de acupuntura hasta zonas grandes del cuerpo, pudiendo adaptar este método a las necesidades de cada paciente.